«…Nos casamos en San Lorenzo de el Escorial pero somos de Asturias…», así conocimos a Diego y Reme. Se pusieron en contacto con nosotros desde Asturias para que fuéramos los encargados de hacer las fotos del día de su boda. Y la verdad, aunque ellos se denominaban tímidos ante las cámaras, nos lo pusieron fácil para realizar la sesión de pre boda. Y es que, cuando se es uno mismo y se está relajado, todo sale bien y natural. Esta joven pareja tiene una gran afición y es la historia que rodea al Real Sitio de San Lorenzo de el Escorial, nos confiesan que están enamorados de nuestro municipio.

Estuvimos en los jardines del Monasterio y de la casita del infante, y nos quedamos atónitos al ver el amor que se tenían el uno hacia el otro, no eran una pareja mas, son dos jóvenes que se aman. Al principio de la sesión estaban con nervios, esa primera toma de contacto, pero todos esos nervios se fueron diluyendo hasta desaparecer, hasta que llegamos a la basílica donde aparecieron de nuevo los nervios, pero ya no eran por las cámaras, si no por la espera al día de su boda.

En las sesiones de preboda lo mas importante es hablar y conocernos poco a poco, y generar una confianza para que el día de la boda pasemos lo mas desapercibidos posible, pero con ellos esto fue muy sencillo, desde el minuto uno se expresaron como eran: alegres, cariñosos, risueños… tantos adjetivos que podríamos estar diciendo todo el día pero ninguno describiría el cariño, o mejor dicho, el amor que se tienen.